12/01/2020

RETRATO DE UNA NOCHE DE BUEN CINE

Una semana de MUSOC nos permite realizar una primera valoración de lo que está siendo hasta ahora esta octava edición: cine de calidad, crítico y comprometido; salas repletas de público en cada proyección; y más gente joven que otros años…, son solo algunos aspectos a destacar.

 

Y, como no podía ser menos, con una sala llena, el Centro Niemeyer fue testigo de la proyección de “Retrato de una mujer en llamas”, una pieza artística de la directora Céline Sciamma con la que ganó el premio al mejor guión en el último Festival de Cannes.

 

La previa corrió a cargo de la asociación Ye too ponese, quienes presentaron la película como una relación a fuego lento entre dos mujeres que tratan de ser ellas mismas en la opresiva Bretaña en 1770.

 

Pocas veces a la salida del cine se siente esa sensación de haber asistido a una obra llena de verdad que brilla con luz propia. Esto se lo debemos a una directora que nos regala un poderoso film que pone en primer término una historia de amor desde la libertad y la igualdad.

 

Pero todavía nos quedan unos cuantos días hasta el 31 de enero para seguir asistiendo a estos momentos únicos e irrepetibles.

 

Colaboran:


MUESTRA DE CINE SOCIAL Y DERECHOS HUMANOS DE ASTURIAS

MUSOC